Tomas y Ruth

Ruth y Tomas

Ruth y Tomas al ver una aparición mariana -que también dejó con la boca abierta a Minguela y Elena-

Tomas, antes de ser Tomas, era Tomasoto, el terror de las buenas maneras, especialista en chistes interminables y en desarrollar nuevas palabras para hablar de lo de siempre. Y antes de ser Tomasoto era Tomasito, un niño enclenque y larguirucho: podemos afirmar sin temor a equivocarnos que en el actual Tomas caben tres Tomasitos. Tomas ha optado por la vía de la reinserción social con la ayuda de Ruth, que le ha metido en vereda además de convertirle en padre de familia.